GASTRONOMÍA

Taberna Coloniales.

En pleno centro de Sevilla, en la Plaza del Cristo de Burgos,  se sitúa este magnifico establecimientos de tapas que toma por nombre al de la antigua tienda de coloniales o ultramarinos que hubo en ese mismo lugar en los años treinta. De aquella tienda, que también fue bodega y despacho de vinos, no queda nada pero en su lugar se alza, completamente reformado este magnifico bar de tapas. 

Reformado completamente en 1994, es su actual propietario, D. Eugenio García quien regenta ahora el local. Lugar elegido por muchos sevillanos para tapea ya que la Taberna Coloniales practica una cocina muy andaluza, muy sevillana y fiel a las tradiciones de esta ciudad.

Su magnifica terraza en la confluencia de la calle Dormitorio siempre está concurrida. Apoloybaco visitó este rincón con encanto, en la Semana Santa de 2008 y lógicamente el local estaba abarrotado. Dispone en su interior, además de una hermosísima y concurridísima barra, un salón para 15 o 20 comensales que hace las veces de restaurante. El local está muy bien iluminado, el servicio, a pesar de la bulla es rápido y eficaz, y la carta es variada y adecuada. Pudimos hablar con el propietario y nos comentaba que aún siendo la carta fija para todo el año, en determinadas ocasiones como por ejemplo la época de Cuaresma. la carta recoge determinadas recetas apropiadas para la ocasión. 

Su bodega es correcta y predominan los clásicos de La Rioja y Ribera del Duero. Taberna Coloniales, cuenta entre su carta de tapas con una que responde perfectamente a esa tradición culinaria de sevilla que antes nos referíamos. La carrillada ibérica. Aquí se prepara a la miel, mezclando la influencia mozárabe con una carne -de cerdo- prohibida para los musulmanes en el Corán.En nuestra visita probamos, además de la carrillada ibérica a la miel, un magnifico solomillo al Oporto.

Ambas tapas estaban muy bien presentadas, bien cocinadas y cumplieron a la perfección lo que de ellas esperábamos.  Lastima que para copear tuvimos que beber cerveza dado que los vinos que se servían por copas, no eran demasiado atractivos.

La carta de tapas de la Taberna Coloniales es extensa y llamativa. Además de las ya citadas anteriormente, están las frituras de taquitos de bacalao o las pavías de merluza, la tabla de carnes ibéricas, y la tapa más solicitada por sus habituales parroquianos: El manjar blanco, una pechuga de pollo rellena de bacon y cubierta por una salsa de almendras hecha con aceite de oliva virgen extra. 

Un local recomendable al que hay que ir con tiempo suficiente si se quiere coger mesa en su terraza. 

 

 

Rutas Gastronómicas por los barrios de Sevilla: Santa Catalina-Plaza del Cristo de Burgos.
Plaza del Cristo de Burgos, 19. 41003 Sevilla.
 

Relación calidad-precio:

Presentación:

Cocina:

Servicio:

Tapa destacada: Carrillada Ibérica a la miel.

Otras tapas: Manjar blanco.
 

 

Mala   Aceptable   Buena   Muy Buena   Excelente