ASOCIACIÓN

Apoloybaco, en la presentación de los vinos de la D.O. Navarra en Sevilla.

Organizado por la Casa de Navarra en Sevilla, tuvo lugar el pasado 7 de octubre de 2009 en el hotel Meliá Sevilla la presentación de los vinos de la Denominación de Origen Navarra. La presentación de dichos vinos corrió a cargo de la presidenta del Consejo Regulador de la D.O. Navarra, Doña Pilar García-Granero. Que estuvo acompañada también, por el Consejero de relaciones institucionales y portavoz del gobierno de Navarra Don Alberto Catalán Higueras.

La actual denominación de origen Navarra, constituida en 1975, es sin duda la heredera de la secular tradición vinatera de estas tierras. Pues es una de las zonas vitivinícolas de estado español más antigua, y posiblemente por su situación geoestratégica la que mayores influencias exteriores haya tenido. Existen vestigios arqueológicos de que desde el siglo I de nuestra era, Navarra fue un importante centro de elaboración de vinos.

   El hecho de que el Camino de Santiago atravesase de este a oeste y de norte a sur las merindades navarras, asentándose en ellas numerosas ordenes militares y religiosas, explican la enorme influencia exterior en la viticultura de la zona y el aprecio por sus vinos. Como recogía el Códice Calixtino hablando de los vinos de Estella: «La tierra de buen pan y de óptimo vino». En la actualidad se cultivan 16.224 hectáreas de viñedo. Las variedades de uvas consideradas preferentes son en tintas; la Cabernet-Sauvignon, Graciano y Tempranillo, junto a ellas están autorizadas; la Garnacha tinta que es la que ocupa más hectáreas de cultivo, la Mazuelo y la Merlot. En blancas la preferente es la Viura, junto con las autorizadas Chardonnay, Garnacha blanca, Malvasía y Moscatel de grano menudo.

Cada una de las cinco subzonas en la que esta dividida la denominación de origen aportan a los vinos navarros sus particularidades, convirtiéndose así en auténticos «coupage» de mostos de las distintas zonas; la Baja Montaña aporta sobre todo el aroma, La Ribera Alta y Baja la fuerza, Tierra de Estella y Valdizarbe la longevidad. Navarra es una de las productoras de vinos rosados mas prestigiosa e importante. Su calidad se encuentra en la materia prima, la garnacha tinta da caldos muy afrutados y en la experiencia de sus elaboradores que obtienen un vino sangrado en primera lágrima con su justo tiempo de contacto con el hollejo. Pero además también se elaboran excelentes vinos tintos y deliciosos vinos blancos. Este panorama se completa con los vinos de licor Moscatel obtenidos por adición al mosto en fermentación o los vinos procedentes de la variedad Moscatel de grano menudo de alcohol vínico.