GASTRONOMÍA

Febrero 2013: Restaurante Casa Curro. (Osuna – Sevilla).

 RESTAURANTE CASA CURRO. (OSUNA – SEVILLA)

Plaza Salitre, 5. 41640 Osuna, Sevilla.

Teléfono: 955 820 758

Relación calidad-precio:

Presentación:

Cocina:

Servicio:

Mala   Aceptable   Buena   Muy Buena   Excelente

 

 

 

 

Una visita a Osuna en la provincia de Sevilla nos puede proporcionar una grata satisfacción cuando descubres las maravillas que tiene ocultas en el arte y en la historia. Visitar la Colegiata donde se puede respirar el plateresco y quedarse asombrado ante las obras del “Españoleto”, pasear por el claustro bajo del Monasterio de la Encarnación contemplando los magníficos azulejos sevillanos del zócalo, o dar un paseo por la calle de San Pedro observando las fachadas de sus palacios.

Pero después de dar satisfacción a nuestro espíritu no podemos marcharnos sin visitar “Casa Curro”. Asombra este establecimiento por su carácter de taberna típica andaluza, muy cuidada, alegre, acogedora, pero la gran sorpresa viene cuando se es atendido por unos camareros profesionales, de los que ya quedan por desgracia en pocos establecimientos y pasamos a degustar las viandas que te ofrecen.

Optamos por dejarnos guiar por Paco en el recorrido gastronómico. Como nuestra intención era poder degustar el máximo de sabores que nuestro cuerpo aguantara, nos inclinamos por comer de tapas en vez de pasar al salón comedor. Y os aseguro que fue todo un acierto.

Acompañando a esa primera cerveza que llamamos de “urgencia” cuando uno llega exhausto después de subir la cuesta hasta la Colegiata, tomamos unas estupendas alcachofas en una salsa verde con azafrán que a pesar de su tamaño se mostraron muy tiernas. A continuación degustamos un mero con mermelada de limón con el toque justo de dulce y acidez que lo hacía muy deleitoso al paladar.

La tercera tapa fue una muy elaborada; “turbante de dorada relleno de gula y gambón, risotto negro en salsa de cava con tallarines de choco”. Nos explicaron que esta tapa la diseñaron expresamente para ser maridada con el cava Juvé y Camps el pasado diciembre y fue todo un éxito. Su nombre hacía justicia a la secuencia de sabores que pudimos apreciar.

Pasamos a la carne en la cuarta tapa consistente en presa asada con higo relleno de foi en salsa de frutos del bosque. Exquisito. Como en el argot taurino no hubo quinto malo con el rabo de toro con patatas fritas que tomamos, a esa altura nos chupábamos los dedos. Acabamos esta secuencia con un secreto con foi.

Como las tapas eran abundantes tuvimos que parar y pasamos al postre en el que tomamos, dado el día que era, unas “gachas de San Arcadio” pues sin saberlo estábamos en las fiestas patronales de esta bella ciudad y este era el postre típico del día.

No pudimos resistirnos y pasar a la cocina a felicitar a un equipo de mujeres que no paraba en ningún momento. Si la comida fue digna de mención, no se quedó atrás el servicio. Paco nos atendió perfectamente, atento en todo momento al ritmo del servicio a pesar de encontrarse el establecimiento con abundantes clientes, y no es para menos.

Dieciséis años lleva en la actual ubicación “El currito” como es conocido entre sus paisanos, participando y ganado en numerosas ocasiones en la Fiesta de la Tapa que anualmente se celebra en Osuna, y que de seguir así les auguramos muchos más. No dejen de pasar por este establecimiento si acuden a Osuna, o mejor aprovechando que van a Casa Curro no dejen de visitar las joyas de esta Villa Ducal.