LITERATURA

Enero 2006: «Los siete aromas del mundo», de Alfred Bosch.

 

Título: Los siete aromas del mundo

Autor: Alfred Bosch

Un libro muy hermoso en el que la búsqueda de un aroma deviene en la
búsqueda de la identidad perdida tras una tragedia.

Eugenia

(Lectora y amiga de www.apoloybaco.com)

Los siete aromas

 

Con Los siete aromas del mundo, Alfred Bosch consiguió el premio Ramón Llull del año 2004. No sólo este hecho es aval suficiente para aconsejar este magnífico libro, sino que su narrativa y su perfecta ambientación histórica, del principio al fin de la novela, son un gran regalo para esos minutos de lectura que tenemos el gusto de recomendarles.

El vinagre, la menta, la flor, el almizcle, el éter, el hedor y el alcanfor son las siete fragancias primordiales. No aparece el aroma del café, pero será esta sustancia el eje de todo el texto. Un predicador puritano de Londres condena esta bebida, de moda en la Europa del siglo XVII. El café levantó pasiones entre los habitantes y pensadores de la época; para unos traía la impotencia, la lepra, el pecado, la muerte…, para otros era un afrodisíaco, remedio o panacea universal. El protagonista, Félix Dufoy, emprende un viaje hacia la búsqueda del mejor café, y esta aventura llevará al lector desde el Londres protestante al harem de Estambul, las montañas de Arabia, a Abisinia, Nigeria, la Francia de Voltaire y el Brasil de las grandes plantaciones.

En estos días que el anti-catalanismo está de moda en algunos sectores de nuestro país, www.apoloybaco.com apuesta por la literatura catalana como parte de la riqueza literaria española y no duda en recomendar esta maravillosa obra de Alfred Bosch. Una buena manera de comenzar este año 2006, que esperamos esté lleno de buenas sensaciones y buenos momentos literarios para todos los apolo-baquianos.

Feliz año 2006.

 

 

Nació en Barcelona en el año 1961. Comenzó sus estudios en una escuela inglesa de su ciudad natal, por lo que comenzó a leer y escribir en una lengua que no era ni el castellano ni el catalán. A partir de 1979 se matricula en la Universidad Autónoma de Bellaterra para ultimar su carrera de Historia. Esta pasión por la historia acompañará siempre la obra de Alfred Bosch. Desde muy joven se ha implicado siempre en la defensa de la lengua catalana, perteneciendo a la Asociación de Jóvenes Escritores en Lengua Catalana.

Gran viajero, ha conocido los cincos continentes y, especialmente, zonas donde los conflictos han estado y están a flor de piel, como la Sudáfrica del Apartheid, la Indonesia marxista, el Próximo Oriente de la Intifada, el Beirut dividido, el Irán de los Aiatol-làs, o la América Central de los sandinistas y paramilitares.

Su obra es amplia en novelas y críticas literarias, entre las que destacamos: Croniália, Fulls Impermeables, Nelson Mandela, le dernier des titans, La Vía africana o El Atlas furtivo, y, por supuesto, Los siete aromas del mundo.